Remedios para curar el dolor de garganta (Limon, Miel, Whisky, Cocacola, Gengibre y Sal)

Todos aquellos que ya hayáis experimentado lo que es el dolor de garganta, sabréis que es bastante molesto y, sobretodo, que no se va con facilidad.
Hoy en día hay muchas pastillas que tratan de reducir vuestra agonía y realmente hacen que el tiempo que estáis expuestos a dicho dolor sea menor, pero también es cierto que muchos de vosotros estaréis en contra de introducir “substancias químicas” en vuestro organismo a riesgo de poder sufrir alguno de sus -inusuales- efectos secundarios. Para todos aquellos que piensen de este modo existen varias alternativas con bastantes más años de historia a sus espaldas, los remedios naturales.

Los remedios son, para explicarlo de manera simple, aquellas recetas a base de componentes principalmente naturales (aceites, alimentos, etc) que actúan para curar una dolencia concreta o crear una mejora de algún modo.

Para el dolor de garganta existen infinitos remedios naturales, algunos más efectivos que otros. También debemos tener en cuenta que no somos todos iguales y posiblemente lo que a ti te funcione no le funcionará a tu vecino, ese es el principal inconveniente de los remedios.
Por lo general se van transmitiendo de generación en generación y las abuelas tienen la licenciatura de este ámbito. Seguro que en más de una ocasión habréis oído en boca de alguien la famosa mezcla de miel con limón para curar dolores de garganta y afinar el tono de voz, lo usan mucho los cantantes y aquellas personas que sufren de afonía temporal ya que consigue eliminar la irritación. Su sabor no es nada del otro mundo, es muy ácido y no demasiado agradable, pero “lo que pica cura”.

Para aquellos que no estén dispuestos a pasar por el “mal trago” del limón, pueden optar por el whisky… Pero si ya estabais pensando en serviros una generosa copa podéis borraros la idea porque solo necesitaréis una cucharada y, además, diluida en agua tibia para poder hacer gárgaras.
Su sabor es bastante mejor aunque no siempre es efectivo, dependerá mucho de la persona.

Otro de los muchos remedios que existen para tratar los dolores de garganta es la mezcla de Coca-Cola y jengibre. Para poder absorber las propiedades del jengibre es necesario poner a hervir la Coca-cola con un trocito de jengibre dentro durante unos minutos. Una vez se haya enfriado deberemos retirar el jengibre y tomarnos lo que pueda quedar de Coca-Cola. Es un remedio muy efectivo aunque un tanto asqueroso, su sabor es muy fuerte y en cierto modo cuesta de tragar, pero los efectos son casi inmediatos.

Junto al famoso “limón con miel” está el famoso “agua con sal” que consiste en calentar agua con un poco de sal y hacer gárgaras.  La sal con agua se suele utilizar además para aliviar los dolores musculares causados por cansancio, por lo que podemos fiarnos de que algún bien si conseguirá hacernos, eso sí, es algo que necesita constancia y hay que repetirlo varias veces al día, no os penséis que con una vez conseguiréis estar como una rosa. ¡Ah!, otra cosa, al igual que las heridas os duelen al entrar al mar cuando vais a la playa es normal que os escueza la garganta al hacer gárgaras pero es un buen síntoma.
Si se da la ocasión de que se os ha acabado la sal y vuestra vecina no es lo suficientemente guapa como para tocar a la puerta con la típica excusa “hola, se me ha acabado la sal…”, podéis probar con la pimienta. Picará bastante más y posiblemente el sabor-picor se os quedé bastante tiempo en la boca… pero bueno, solo serán unos días de aguantarlo y listo.

Un poco de agua oxigenada con agua tibia para hacer gárgaras también es una opción efectiva, ya es  más que sabido que el agua oxigenada desinfecta, y al fin y al cabo es lo que nuestra garganta necesita.

En resumen, haced gárgaras con sal, pimienta, agua oxigenada o hasta betadine, cualquier cosa que pueda ser un consejo digno de una abuela sirve. El vapor tambíén puede ayudaros y no está de más mantener el cuello caliente durante este tiempo.

Lo más seguro es que si estáis leyendo esto sea principalmente porque estáis con dolor de garganta y tratéis de buscar una solución. Seguro que alguno de estos remedios os funcionará, desde aquí esperamos que así sea y que podáis volver a gritar, cantar o hablar sin molestiasmuy pronto.

ESCRIBE UN COMENTARIO