El dolor de garganta, ¿qué, por qué y por qué a mi?

Maldito el día que uno se despierta y se da cuenta que además de ganas de seguir durmiendo se levanta también con un dolor de garganta super molesto -también llamada farangitis– Para mi, el sufrir de los dolores de garganta es la versión física más parecida a sufrir emocionalmente porque el amor de tu vida te haya abandonado… ósea, es la sensación más incómoda que uno puede tener en el cuerpo humano; esta claro que antes dolerá más una amputación de pierna sin anestesia -lógico…- pero sentir que tienes la garganta hinchada, que te molesta, que te pica, una rojez increíble, y que encima te duele mucho por tragar un poco de saliva, pues… que queréis que os diga, creo que padecer de dolores de garganta podría perfectamente entrar en el Top 3 de dolores y molestias  “médicas” sufribles por alguien.

Aún recuerdo la última vez a la que le dije a mi chica; “Me duele la garganta”. Fue este pasado invierno, me desperté con la garganta ocupada por un grupo de okupas hippies llamados “Los Inflamaciones”, estos tomaron la pequeña calle de mis “Amígdalas” y ahí se quedaron durante más de una semana. Como todos los okupas hippies que irrumpen en una casa que no es la suya, esta faringitis se quedó también durante días en mi garganta sin permiso alguno (hasta que la Poli... digo, medicamentos lograron echarlos!) pero hasta ese día llegó estuvieron haciéndome sufrir como un loco, -claro que- si estos hippies no tocaban los tambores, sí que me tocaban a mi las narices cuando me impedían hasta tragar saliva, pareciendo que en vez de tragar líquidos lo que hacia era tragarme sables, espadas y cuchillos cual trabajador del circo…

Qué dolor… cuando el tragar un poco de saliva se hace ya insufrible, no quiero ni acordarme de lo que es comer algo, masticar y tragarlo por tu esófago… parece que estás intentado comerte una pelota de tenis… De todas formas… ahora que pienso… ¿para que quiere uno comer mientras sufre de dolores de garganta? y es que lo más seguro es que además de padecer de faringitis que te provoca tener tu garganta inflamada también vayas a padecer de un resfriado extremo, constipado de locura, o catarro arrollador.. -y por lo tanto- no poder saborear la comida, ni tan si quiera olerla, es más, dependiendo del nivel de infección de garganta que tengas, junto al resfriado, aunque te taparan los ojos y te llevasen a una asquerosa planta depuradora donde te dijeran “estás en una perfumería francesa, al lado del stand de Chanel Nº5, te lo crees verdad?” pues si, probablemente te lo creerías…

Y es que como si de Reservoir Dogs de Quentin Tarantino se tratará, el dolor de garganta suele siempre venir acompañado del Sr. Conspitado, Sr. Catarro, Sr. Resfriado, y hasta incluso a veces del temible Sr. Fiebre. Por favor…. si sufrir dolores de garganta ya es una pesadilla, que encima no nos regalen un “extra de sufrimiento”… como si fuera fácil sobrevivir a la “tan sola” farangitis (…)

¿Pero que provoca ese dolor de garganta?

Bueno, eso es muy relativo, el dolor de garganta puede ser provocado debido a un virus o a una bacteria.  O directamente también por haber salido el anterior fin de semana a un bar con la camisa medio abierta tipo sex-simbol, actuando como si fuera verano cuando estábamos en pleno invierno, sí, muy bien, uno quizás ligue mucho esa noche, pero al día siguiente -o al otro- con quien se acostará en la cama será con la Srta. Farangitis (en caso de ellos) o con el Señor Dolor de Garganta (en el caso de ellas)

 Entonces será cuando ellos vayan a necesitar a una enfermera sexy
…y ellas a uno de sus médicos favoritos; el Doctor House…

Y es que para curar el dolor de garganta vamos a tener mucha paciencia. No existen milagros y como dice aquella expresión… los milagros a lurdes! Lo primero que vamos a tener que hacer es acudir a nuestro médico y que nos miré bien la garganta con una de esas lupas con luz y aquellos palos de madera (depresores) que usaban cuando eramos pequeños y nos decían “abre la boca, aaaaaaaaaaaaa” El doctor o doctora tiene que decirnos el tipo de infección de garganta que tenemos; si es provocada por virus (viral) o bacterias (bacterial).

¿Y que más dará de que tipo es? ¡A mi lo que me duele es la garganta!

Pues no tiene mucho que ver no, tiene MUCHÍSIMO. La infección a causa de virus puede ser tratada con fármacos y medicamentos ‘normales’ contra el dolor de garganta, pero las causadas por bacterias solo podrán curarse con antibioticos, un tipo de medicamento bastante fuerte y que solo deberemos usar si nuestro médico nos da la receta…

¡Estad atentos sobre futuros artículos sobre remedios y alivios para el dolor de la garganta!

 

ESCRIBE UN COMENTARIO